Los temas de mi interés son variados. En algunas cosas podemos coincidir, en otras no. No necesariamente vamos a ser clones unos de otros pensando de una única forma y sin matices. Yo expongo mis valores, para mi son importantes y son el fruto de casi 40 años de reflexión. Pueden estar equivocados o necesitar un retoque, un aggiornamiento o un nuevo punto de vista. Pero ojo, no siempre lo nuevo es mejor. Y no siempre lo nuevo es justo y honesto. Yo sigo en mi misión autoimpuesta de tratar de exponer porque para mí son justos y honestos los valores que defiendo. Puedo equivocarme, pero lo hare buscando la justicia.

viernes, 24 de febrero de 2012

Cincuenta señales de Alarma

Ponele que vos manejas un remis y te dice tu jefe: mira, vamos a cobrar muy poquito porque acá sino la gente no viaja. vas a quedarte con ese valor fijo y además te voy a tirar x pesos mas por hacer la tarea de llevar la gente. El coche es de tu jefe, a vos te tira esos mangos y vos te encargas de mantenimiento y combustible. Lo que a tu jefe le importa, no es cuanto recaudes o cuanta gente lleves, sino que mantengas el servicio. Entonces, vos mantenes el auto como podes, buscando gastar menos para maximizar la ganancia. Además, como el coche no es tuyo, si le falta aire acondicionado no lo pones, para que? si no es tuyo. Y si el levanta vidrio se rompe, lo dejas así. Y si te rompieron un vidrio lo sellas con papel y cinta. O lo dejas así, total hace calor. Y si las gomas están lisas, las recauchutas o no le das bola hasta que se rompan y entonces le pones una reparada. Y si se rompe una llanta, tiras la llanta de aleación y le pones de chapa, que son mas baratas aunque sean mas ordinarias y duren menos. Y en lugar de llevar 2 personas llevas 5 o 6, porque así tenes mas ganancia. Y en lugar de hacer 2 viajes, las amontonas en 1.
Entonces un día chocas el auto porque en lugar de las cuatro pastillas de freno tenias solo una adelante y otra atrás y las cubiertas están lisas. Y matas a los pasajeros. Y viene tu jefe, que tan alegre te daba guita y no se fijaba en que cuernos la invertías y horrorizado ve que el auto se cae a pedazos. sigue siendo el Peugeot 504 que te dio hace 20 años, los asientos los sacaste para llevar mas gente en cuclillas y las puertas las cerrás con una piola desde adentro. Y tu jefe se horroriza! Como no invertiste la guita que te dio, con la que podrías haber comprado 10 BMW cero km y no modernizaste el auto! y como puede ser que fallen los frenos? Y como puede ser que llevaras 9 personas en un auto para 4!
Pero que esperaba tu jefe? si a vos te tiraba la guita por la cabeza y no te exigía ni un recibo? Si el auto no era tuyo y vos buscabas hacer guita con esto para invertirlo, quizás prestando esa plata o comprando dolares? Si simplemente recibía de palabra un resumen de cuantos viajes y gente llevaste cada tanto tiempo, sin siquiera un ticket o un recibo o un boleto que lo validara?
Cualquier parecido con la realidad es completamente adrede.
Creo que el Estado kirchnerista ha estado jugando a un juego peligroso. Un juego donde el que pierde, invariablemente es el ciudadano. Un juego donde la corrupción, ese falso capitalismo de amigos que ha caracterizado tanto a la administración de Nestor como a la de Cristina, han demostrado ser atroces. A 5 meses de una victoria arrasadora, la gente empieza a comprender que no alcanza con cobrar planes o poder comprar el lcd en cuotas. Se necesita seguridad para vivir y poder disfrutarlo.  Se necesita una educación de calidad para preparar a la gente y sacar futuros delincuentes de la mala senda. Se necesita una policía entrenada para que en la calle no te maten por tu celular y tus "zapas". Se necesita una Justicia laboriosa, honesta y rigurosa para sacar a la mala hierba de la calle. Y sobre todo, hace falta un Estado presente, no corrupto ni prebendario, no amigo de empresarios y delincuentes que vele porque los servicios publicos tengan calidad y sean seguros para todos.
A 5 meses de la reelección de esta presidente fascista y frívola empezamos a descubrir que la tanto ella como la gente que eligieron son ineficaces, corruptas, ineptas y, sobre todo, empezamos a descubrir que la corrupción y la ineptitud matan. Cuando desde acá y desde tantas otras paginas y tantas otras voces lo avisamos, levantando las banderas de alarma, nadie prestó atención. Alarmistas, dijeron. No tienen los patitos en fila. Cipayos! Hoy lamentamos 50 muertes humanas. Tomemoslas como las primeras de una larga lista de muertos. O tomemoslas como lo que son: cincuenta señales de alarma de que estamos muy mal y vamos a estar peor