Los temas de mi interés son variados. En algunas cosas podemos coincidir, en otras no. No necesariamente vamos a ser clones unos de otros pensando de una única forma y sin matices. Yo expongo mis valores, para mi son importantes y son el fruto de casi 40 años de reflexión. Pueden estar equivocados o necesitar un retoque, un aggiornamiento o un nuevo punto de vista. Pero ojo, no siempre lo nuevo es mejor. Y no siempre lo nuevo es justo y honesto. Yo sigo en mi misión autoimpuesta de tratar de exponer porque para mí son justos y honestos los valores que defiendo. Puedo equivocarme, pero lo hare buscando la justicia.

sábado, 22 de septiembre de 2012

De Republicas y faraonas

Uno sabe que para mantener un tipo de cambio ficticio y evitar el mercado negro de los billetes que no se pueden adquirir a ese valor ficticio, se prohíbe comprar dolares, incluso llegando a darlos en forma limitada para viajar! Como en la dictadura cubana. Totalmente irracional.
Este hechos solo, en una república seria, como los Estados Unidos significaría pedido de juicio político y posiblemente su destitución. Punto. Nadie tiene derecho a decirme a mi, ciudadano que pago mis impuestos, adonde ir o que hacer con mi dinero.
Eso si, la reina Cristina va a dar un discurso innecesario a Harvard y se lleva medio avión lleno de dolares "cash" para gastar en su enfermedad de compradora compulsiva en los Shoppings de Manhattan.
Al Presidente estadounidense no se le hace pasar necesidad, pero se le controla hasta cuantos vasos de agua bebe y cuanto gasta en todo. Y que regalo recibe. Hay una secretaría dedicada a inventariar los regalos que el presidente en funciones recibe. De ellos, una vez terminado su mandato, el presidente saliente podrá elegir solo 2 (dos) y con un valor inferior a un monto determinado para llevarse a su casa como recuerdo. Una república democrática en serio. Llena de fallos, perfectible, seguro!
Porque el Presidente Obama o cualquiera que lo suceda no es el rey. Acá la delirante Cristina se cree reencarnación de Keops y vive como faraona a costa de nuestro sacrificio (Si hasta nos ordena que le tengamos miedo).                
Y de allí arranco a mi punto: hay una sutil (bueno, no tanta) diferencia entre democracia y República. Con la primera, cualquier basura reina, incluyendo pero sin acabar en lacras como Nestor Kirchner o Carlos Menem. Con la segunda cualquiera puede acceder al gobierno de la nación.
Los yanquis son más precisos. No dicen el "gobierno de Bush" o de Obama. ¿Porque? Porque gobierno son todos los funcionarios del Estado incluyendo legisladores. Desde el Presidente hasta el conserje de Balcarce 50, un decir. Los yanquis dicen "la Administración de Fulano" y Fulano cuando habla no dice mi gobierno, dice "mi administración". Gobierno da sensación de continuidad y resistencia al paso de los hombres. Administración es el tiempo que te toca llevar las riendas de ese Gobierno. Y ningún político americano sueña con que el país sea suyo y en no irse nunca, solo lo administran el tiempo permitido, ni un minuto más. Y tampoco asumen pensando en reformar la Constitución para conseguir otro periodo y otro más. Eso es pensamiento de tiranos y gente estúpida que ama ser esclava.
En Argentina, como no me canso de repetir, se dice "el gobierno de" y se recalca "la gestión". Frontalmente diferente y no solo en el uso de las palabras. Vean sino como se "gobierna" el país: el que viene no piensa que lo hace para servir a sus conciudadanos. Ni que debe llevar las cosas en forma ordenada y acorde a la ley. Ni tener un plan a largo plazo, previendo un futuro. El que viene a gobernar quiere "sacar el tramite", "acelerar el asunto", "mover la cosa", "mostrar que se hace" como sea, por cualquier carril, y sacar su tajada. Mentalidad típica de un buen "gestor" (si esos que hacen trámites).
Tengan en cuenta siempre esto en un político a la hora de juzgarlo: no es solo que diga cosas bonitas. Es que palabras use para decirlas.
La mayoría se matan con frases halagando a la democracia. Es un metodo de elección de gobernantes, no more. Es como vivir alabando el método Silva de concentración. Sin embargo, salvo Elisa Carrió, nadie, o casi nadie, hoy día dice 4 palabras de la "República" y hablan de la Constitución sin mencionarla siquiera, como si no fuera la forma de gobierno adoptada para nuestra nación. Vivimos gobernados por una forma de elección, y uno termina creyendo que Democracia es República y no esa así. ¿Porque lo hacen? Para mí es claro: porque esos políticos no solo desconocen el sistema de gobierno del país en que viven y su importancia, no lo comprenden y peor aun, no lo piensan respetar en caso de que llegaran al poder. Son tipos que serán, con sus mas y sus menos lo que los kirchneristas hoy.
El caso más emblemático es la izquierda sociopata, perdón, socialista vernácula. Caso Donda, o Binner. ¿Cuando los escucharon hablar de la República? Muchos de estos personajes, cuando se enfrentan con otros en debates y se les menciona el sistema republicano hacen un "gestito", como si en lugar de República se les dijera caca. Y en su mente quizás ambas cosas ideológicamente sean similares. Ellos van todo a la "democracia" que es una forma de elección en la cual el que sacó mas votos manda. Que? como? hasta donde? No sabemos. Y fíjense hoy a los K para ver que es democracia para ellos:
"Tenemos 54% votos, hacemos lo q queremos. Si la ley nos dice que no se puede hacer algo, volteamos la ley. Tenemos el 54%. Sino, la saltamos por encima. Es solo letra muerta, una guía. Tenemos el 54%" Dictadura de mayorias.
Claro, son pillos, tiran una punta a las feministas, a los homosexuales, a tal minoría, y cuando pican, se los morfan. Y los que estos bien intencionados no comprenden, o quizás sí, es: ¿qué priva a los K de cagarse en ellos, como se cagaron en las minorías mas grandes que fuimos derrotados en las elecciones? Si no respetaron al 46% de los votantes porque respetaran a menos gente? Pues, deberían pensar que el escorpión pica a cualquiera, incluso a otros escorpiones.
Ojo! Estamos dando lugar al ascenso de otro tirano sin limites, como en Venezuela, por buscar ejemplos cercanos.